Mujeres en los directorios

0
21

Por Daniela Quintana Quintana, secretaria Académica Facultad Arquitectura Construcción y Medio Ambiente U. Autónoma

Hace unos días aparecía en prensa el considerar cuotas para aumentar la participación de mujeres en los directorios de empresas. Esta situación ha sido mirada desde distintas aristas, pero sin duda es un aporte a la disminución de brechas que hoy existe entre hombres y mujeres.

La participación femenina ha sido un tema en las distintas industrias. Durante la pandemia se evidenció con mayor fuerza que muchas mujeres eran el pilar económico de sus familias, quienes además de proveer debían encargarse del cuidado de sus hijos durante el tiempo estuvieron en casa. Lo que las llevó a reinventarse y generar nuevos tipos de ingresos, para poder sacar adelante a las familias. 

El ministro de Economía, Fomento y Turismo Nicolás Grau, hace unos días en el encuentro SUMMIT REDMAD 2022 dio a conocer que prontamente pasará a la Cámara de Diputados, el proyecto que busca incorporar cuotas de participación femenina en los directorios.

Si observamos otras realidades, Chile se encuentra muy por debajo de los porcentajes que hoy tiene por ejemplo la OCDE en temas de participación de mujeres, considerando que el promedio es de 26,7%, y en nuestro país, solo alcanza el 12,7% de acuerdo con el Ministerio de la Mujer en 2021. Ahora bien, si observamos el avanzar de los últimos tiempos, esto ha ido en aumento, considerando que el año 2015, este sólo llegaba al 5,4% ¿Pero esto es suficiente?

Países como Islandia, Francia y Noruega, cuentan con alta participación en cargos de alta dirección (sobre el 40%), y otros 15 países cuentan con más del 30% de mujeres en directorios. Estas modificaciones han demostrado los beneficios dentro de las organizaciones cuando se cuenta con equidad de género como, por ejemplo, aumentar la diversidad en los cargos, logrando mayores equilibrios entre hombres y mujeres. Cuando existen mujeres en los directorios, aumenta el incentivo a que más mujeres alcancen altos cargos.

Lamentablemente, a medida que crece la responsabilidad en las empresas, la brecha de genero aumenta. En Chile, de acuerdo con la Comisión del Mercado Financiero, el 47% de las empresas, no cuenta con mujeres en sus directorios. Esto mantiene las brechas salariales, hace más común que las mujeres se mantengan en puestos de mandos medios.

Para que nuestro país avance en estas materias, debe reforzar la colaboración entre hombres y mujeres, permitiendo una complementariedad, más allá de la competitividad. No debería  ser un tema cuántas empresas cuentan con mujeres dentro de sus directorios, ni tampoco llevar a la obligatoriedad algo que debe ser parte del desarrollo organizacional y de las buenas prácticas de la industria.

Esperemos que la cuota recomendada pueda ser un aporte para aumentar la participación femenina en los directorios de las empresas. No podemos esperar 200 años para que esto suceda, como sociedad debemos avanzar.

Espero que, si estas modificaciones avanzan, no sea necesario obligar a las empresas a llegar al 40% en 6 años, no me parece que la imposición sea una forma óptima para lograr los equilibrios necesarios, sino que sea de forma natural, porque las condiciones están dadas y por qué tanto mujeres como varones tenemos la capacidad de llevar adelante cargos directivos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí